martes, 6 de abril de 2010

Ave de origami.

Entró con un oso de peluche en la mano con la mirada perdida, miró y se sentó en el lugar que más atractivo le pareció.
El oso
con ojos
no mira...
El oso
animal
se viste...

La niña
con ojos
mira... observa... se da cuenta.
La niña
humana
se viste y oculta.

Hay un ave, hay un ave y no está volando ¿por qué no vuela?
La tomó en sus manos y movió... suelo
La tomó en sus manos y sopló... suelo
La tomó en sus manos y tiró al aire... suelo
Si cierra los ojos y sopla, ¿volará?

Los pajaros vuelan
los osos son salvajes y casi malos.
Eso se les enseña a los niños.

Un ave, ¿podría olvidar volar?
un humano, ¿podría olvidar sentir?

No hay comentarios: